"Es un sueño hecho realidad": San Román

El novillero comenta sus impresiones tras su triunfo en Pamplona

 El primer triunfo de la Feria de San Fermín le correspondió al novillero mexicano Diego San Román, quien calificó su actuación y salida a hombros de la Plaza de La Misericordia de Pamplona, como "un sueño hecho realidad", al novillero queretano le hubiera gustado quedarse a disfrutar su triunfo y vivir entre la multitud el tradicional chupinazo, pero un viaje ya planeado a la Ciudad de México para arreglar asuntos migratorios le impidió quedarse un día más en Pamplona.

Esta mañana salió de España con destino a México y en cuanto esté renovada su visa de trabajo, en un periodo no mayor de ocho días, volverá a España para seguir preparándose ya que tiene por delante dos fechas en Francia, los días 3 y 4 de agosto. Lo de ayer en su debut en los sanfermines será algo que no olvidará.

"Fue algo muy bonito, como estuve y las cosas que pasaron son sueños hechos realidad. Ahora toca seguir trabajando, pero de verdad que estoy muy contento, ya lo pasado, pasado, y como te digo, a seguir trabajando", expresó.

Vestido de azul turquesa con el que ha tenido otras tardes importantes este mismo año en España, San Román enfrentó en primer lugar a "Ofuscado", de la ganadería navarra de Picha, que mereció la vuelta al ruedo.

"El primer novillo fue como todos vieron, el mejor novillo del encierro y al final fue el que más se dejó. La novillada salió con genio, pero mi primer novillo tuvo clase, entrega, bravura, el toro por el lado izquierdo tuvo mucha clase, mucha entrega. Por el lado derecho ya venía un poquillo más por dentro, tenía algo en el ojo y siempre humilló y siempre tomó la muleta perfectamente.

"El segundo se vino a menos muy rápido y se empezó a defender ya un poquito, el toro ya también se guardaba y se reservaba un poquito las embestidas, pero luego cuando le dejaba la muleta por el lado izquierdo la tomaba bien, en el segundo muletazo hacia un poquito de hilo, pero también tuvo cosas interesantes hasta que ya el toro se paró", agregó el queretano.

Poco a poco el sello del novillero mexicano va dejando huella en la temporada, como lo señalan en nota por separado los principales cronistas taurinos que cubren los sanfermines de este año.

"Sí, creo que la entrega que están viendo en todas mis actuaciones ha sido importante, saben de las ganas que tengo de ser torero y eso la gente lo sabe apreciar y lo sabe valorar", agregó.

Como muchos de sus compañeros de profesión, San Román ha salido de la zona de confort de México para ir a luchar y hacerse torero en España.

"No ha sido fácil. Claro, estar en otro país representando a mi país y dando la cara, haciendo las cosas como están saliendo, la verdad que me siento muy orgulloso".

Por lo pronto lo sucedido en el primer festejo en Pamplona dejó un buen ambiente para lo que sigue en la temporada para San Román, aunque esta vez no hubo celebraciones ni la oportunidad de asistir al chupinazo.

"Celebramos muy tranquilos, fui a cenar con mi cuadrilla, con mi apoderado, con mi hermano y con mi gente. Cenamos ahí tranquilos y ya después nos venimos al hotel para salir temprano hoy a Madrid y de ahí a México, en cuanto me arreglen ese papel me regreso", finalizó.






Compartir noticia



altoromexico

Medio de comunicación de actualidad taurina